667 742 593


Licencia de actividades

La licencia o comunicación de actividad o de apertura es el documento que acredita que el local cuenta con las condiciones de habitabilidad y uso adecuadas para acoger la actividad económica a la que se le destina, sin causar molestias a tercero. Es el nombre que se le da a al expediente administrativo que tiene el carácter legal y la documentación necesaria para el ejercicio de una determinada actividad de carácter público o privado, como puede ser la apertura de bares y restaurantes, comercios en general, etc. Existen unas pautas generales que fija cada comunidad autónoma para realizar una descripción de la clasificación de seguridad y normativa industrial.

Tipos de Licencias de Actividad

Actividades inocuas: son aquellas que no generan molestias significativas, impacto medioambiental, daños a bienes públicos o privados ni riesgo para bienes o personas. Se consideran actividades inocuas muchos pequeños comercios como tiendas de moda o de productos de alimentación no perecederos, así como pequeñas oficinas para la prestación de servicios diversos.

Actividades calificadas: son aquellas consideradas como molestas, insalubres, nocivas y/o peligrosas (hostelería, actividades industriales, determinados comercios y servicios) y que requieren adoptar medidas correctivas sanitarias, de seguridad y/o medioambientales. Muchas de ellas sólo se pueden realizar en suelo industrial. Las únicas actividades que no requieren la licencia de actividades son las que se realizan en el domicilio, actividades artesanales y que no requieren atención directa al público.

Proyectos técnicos obligatorios

Para las actividades inocuas, que en principio no deben generar ninguna molestia, los requisitos son más sencillos. Es el caso, por ejemplo, de los comercios de productos no perecederos ni peligrosos (como una papelería o una boutique de moda), o una pequeña oficina abierta al público (como una inmobiliaria o una gestoría). Para actividades calificadas. Las exigencias aumentarán para licencias de actividades clasificadas como molestas (las que puedan emitir ruidos, vibraciones, gases, polvo, etcétera), insalubres (aquellas que puedan provocar desprendimiento o evacuación de productos o sustancias perjudiciales para la salud), nocivas (las susceptibles de ocasionar daños al medio ambiente) o peligrosas (relacionadas con productos explosivos, combustibles, radiactivos...).

Para ejercer actividades molestas, es necesaria la autorización expresa de la comunidad de propietarios del inmueble. Las restantes actividades clasificadas se realizarán, por lo general, en suelo industrial. El proyecto que se realizará debe incluir todas las características del local comercial y de la actividad que se va a desarrollar en el mismo, como: planos, dimensiones, reformas que se van a realizar (si es el caso), el cumplimiento de las normas vigentes, instalaciones, etc.

Algunas de las características a tener muy en cuenta es mirar con atención a los requerimientos de la ley con respecto a los accesos para personas discapacitadas como la manera de pedir a tu ayuntamiento las licencias de obras en el caso de que hay una reforma u obra en el local. Dependiendo que actividad se va a realizar en el bajo comercial hay ocasiones en los que es imprescindible pedir permiso a la comunidad de vecinos.

A tener en cuenta, si tu negocio va a ser un bar, pub o algo por el estilo, debe cumplir las normas de insonorización para evitar que el ruido se propague fuera del local y ocasionar molestias a terceros. Si te decides por un negocio del canal HORECA (hostelería restauración o catering) se deberán cumplir las normativas de higiene y manipulación de alimentos. El trabajo de elaboración de la Licencia de Actividad (informes y proyectos técnicos) lo pueden realizar los arquitectos técnicos, ingenieros técnicos, ingenieros industriales, aparejadores, que sean colegiados ya que los informes de este tipo deben incorporar el visado del colegio profesional en el que están inscritos.

Tasas a pagar por la Licencia de Actividad

Tasas del ayuntamiento que, ojo, varían de un ayuntamiento a otro. Puede tener una diferencia de un pueblo pequeño a una ciudad grande de más de 1000€. El importe de la tasa tiene en cuenta si la actividad va a ser inocua o calificada. En el caso de la segunda, el coste de la tasa será mayor ya que la actividad será más compleja. Las tasas dependen también del tamaño del bajo comercial como de la relevancia que tenga la calle donde está ubicado.

A tener en cuenta

Según el Real Decreto-ley 19/2012 del 25 de Mayo no será necesaria la Licencia de Actividad y Apertura antes de abrir el comercio sino basta con una declaración responsable o comunicación previa al Ayuntamiento en el que el responsable de la actividad se compromete a disponer de la Licencia de Actividad y Apertura en el período exigido por ley. A este Real Decreto-ley se pueden acoger los locales comerciales de menos de 300m2.

Click aquí para presupuesto


Fuentes: BOE-A-2012-6929